Portal sobre Colegios Diocesanos y Religiosos (2018-2019)

COLEGIOS DIOCESANOS Y RELIGIOSOS: HISTORIA, FUNDADORES, EQUIPOS DIRECTIVOS, PROFESORADO, ALUMNOS, PADRES Y ACTIVIDADES

Directorio de Órdenes y Congregaciones Religiosas:

ıllı Josefinos de Murialdo

salud  ıllı Josefinos de Murialdo 


Leonardo Murialdo (mil ochocientos veintiocho-mil novecientos), creador de la Congregación de San José.

Leonardo Murialdo, sacerdote italiano, desde su ordenación (mil ochocientos cincuenta y uno) se dedicó a la asistencia y educación de la juventud pobre en los diferentes oratorios de Turín. Sin ingresar a la congregación de los salesianos, fue de mucha ayuda, en la pastoral educativa de Don Bosco. En mil ochocientos sesenta y seis fue nombrado rector de la Opera degli Artigianelli, fundada por Giovanni Cocchi, para la educación cristiana y la F.P. de los jóvenes pobres y abandonados. A lo largo de su gobierno, Murialdo enriqueció la obra con la colonia agrícola y de una casa para los jóvenes trabajadores. El sacerdote turinese, en mil ochocientos setenta y uno, fomentó la primera asociación católica obrera de Turín y creó el diario La voce dell'operaio, «La voz del obrero», (actual la gaceta La voce del popolo de la Archidiócesis de Turín).


Fundación y aprobación


Con el ideal de dar continuidad a las obras desarrolladas por él, Murialdo, el diecinueve de marzo de mil ochocientos setenta y tres, creó en el instituto Artigianelli, la Congregación de San José. A esta nueva obra, dedicó los últimos años de su vida. Con la ayuda de Eugenio Reffo, redactó los primeros textos legislativos del instituto. La congregación consiguió el pontificio decreto de loa, el siete de mayo de mil ochocientos noventa, y sus constituciones fueron aprobadas claramente por la santa Sede el 1 de agosto de mil novecientos cuatro.


Fue bajo el gobierno de los sucesores de Murialdo que la congregación conoció su expansión fuera de Italia. En mil novecientos cuatro se abrieron las primeras escuelas agrarias y de arte en Cirenaica (zona que actualmente pertenece a Libia). En mil novecientos quince llegaron a Brasil y en mil novecientos veintidos a Ecuador. A Argentina llegaron en mil novecientos treinta y cinco, de donde brincó a Chile y USA (mil novecientos cuarenta y nueve).


El creador fue beatificado en mil novecientos sesenta y tres por el papa Pablo VI y canonizado por exactamente el mismo pontífice en mil novecientos setenta.


Leonardo Murialdo deseó poner la nueva Congregación bajo el patrocinio de San José por la adoración que profesaba a este santo. Lo plantea como el modelo en el que los Josefinos deben inspirarse, sobre todo para llevar adelante estos principios: obediencia a la voluntad del Padre con espíritu de fe; opción evangélica por una vida pobre, oculta y laboriosa; espíritu de familia vivido en la humildad, en la caridad y en la acogida cara todos, singularmente cara los más desfavorecidos; y compromiso directo en la capacitación de los jóvenes (a imitación de San José, que formó a Jesús). De forma tradicional, los Josefinos llaman a San José como nuestro santo.

El Instituto Artigianelli, fundado en mil ochocientos cuarenta y nueve por Giovanni Cocchi en Turín (Italia), fue el sitio donde Leonardo Murialdo dio comienzo a la congregación.

Los Josefinos de Murialdo desarrollan sus actividades en institutos, centros juveniles, parroquias, centros de F.P., misiones, entre otras muchas obras pastorales. Se dirigen particularmente a los jóvenes, en especial a los más pobres, y trabajan por su educación integral. Dedican una atención singular al planeta del trabajo, a los jóvenes trabajadores y a su capacitación.


En dos mil once, la Congregación de San José contaba con unos quinientos noventa y nueve religiosos, de los que cuatrocientos veintisiete sacerdotes, y ciento siete casas, presentes en Albania, Argentina, Brasil, Chile, colombia, Ecuador, España, E.U., Ghana, Guinea Bissau, Italia, México, Rumanía y Sierra Leona. La curia general se halla en la ciudad de Roma y su actual superior general es el religioso italiano Mario Aldegani.


Todos los institutos que toman del carisma y obra de Leonardo Murialdo, se han reunido en familia espiritual para compartir ideales y obras, se llaman a sí mismo la Familia Murialdina. Además de la Congregación de San José, pertenecen a la familia las Murialdinas de San José, el Instituto Secular Murialdo, los Laicos Murialdinos y otros movimientos o bien conjuntos de laicos que se acogen a la espiritualidad de Murialdo y los josefinos, como los ex--pupilos y la Asociación de Madres Apostólicas.


Está aquí: Inicio > [ RELIGIOSOS/AS ] > ıllı Josefinos de Murialdo

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas